Inicio Nacionales Paso sobre río Virilla será cerrado en Santa Ana

Paso sobre río Virilla será cerrado en Santa Ana

75
0
Compartir

Desde este jueves 5 de abril, a las 10 pm, se cerrará por completo el paso por el puente Virilla, en la radial Santa Ana, para la colocación de una estructura auxiliar que servirá para apoyar las vigas del tablero del nuevo puente en construcción.

El tránsito se cerrará todas las noches hasta el amanecer del martes 10 de abril. En otras palabras, a partir de este jueves y durante cinco noches se cerrará el paso por el puente Virilla entre las 10 pm y las 5 am del día siguiente. Sin embargo, comprendiendo que hay un servicio de autobús en la zona que trabaja hasta alrededor de las 11 de la noche, se permitirá el paso de estas unidades después de las 10 pm.

Según detallaron en el Consejo Nacional de Vialidad, se necesita el acceso norte del puente actual para colocar las grúas que permitirán colocar esta estructura auxiliar, que será la que le dé soporte a las vigas del tablero del puente. La estructura que se colocará cuenta con un peso de 60 toneladas y es desmontable; después se utilizará para el sector sur del puente.

Como ruta alterna, para quienes viajan de Belén o San Rafael de Alajuela hacia Santa Ana, o a la inversa, los usuarios pueden trasladarse por la ruta 27 por el sector de San Rafael de Alajuela.

Este es uno más de los trabajos que se desarrolla en torno a la construcción de este puente que contará con una longitud de 133 metros y que se complementará con el puente existente de dos carriles, lo que permitirá transitar por la zona a cuatro carriles cuando se concluya la estructura en julio próximo.

El proyecto cuenta con dos frentes de trabajo, uno en el sitio de las obras y otro en taller de soldadura ubicado en Orotina.

Así las cosas, se estima que la superestructura, que es la parte superior del puente, sobre la que transitarán los vehículos y los peatones, se terminara de colocar en el mes de junio próximo.

La orden de inicio para la construcción de esta estructura se dio el pasado mes de mayo y tiene un costo aproximado de $8.5 millones, el equivalente a unos ¢4.900 millones.